Modernidad y tradición juntas en Tokyo

Aunque podíamos hacernos una idea de como sería Japón y su cultura, un mundo super moderno, protocolario, organizado, educado… no fue hasta que pusimos los pies en Tokyo que nos dimos cuenta que sí que era como pensábamos, pero multiplicado por 10! Solo pasamos diez días en Tokyo, pero fueron suficientes para aprender muchas cosas de la cultura japonesa, de sus tradiciones, de su historia y por supuesto de su gastronomía.

Posiblemente lo que más nos sorprendió fue la amabilidad de la gente. Desde la cajera del supermercado que no paraba de darnos las gracias por comprar allí, hasta la chica de la calle a la que preguntamos un poco perdidos como llegar y nos acompañó hasta nuestro destino. Acostumbrados al último mes en China donde la palabra gracias casi ni la conocían, en Tokyo nos paramos de escuchar arigato a todas horas!

Lo que no nos gustó tanto fue la cultura laboral en Japón. Para la mayoría de ellos la empresa para la que trabajan es sinónimo de su estatus social, y por tanto es algo muy importante en sus vidas. Ser autónomo no está demasiado bien visto. De esta forma su “company” se convierte en su dios, sus compañeros de trabajo en sus amigos. Desde nuestro punto de vista la “company” parece más bien el diablo al que le venden su alma. Están dispuestos a trabajar infinitas horas cualquier día de la semana (perder el último tren por la noche para volver a casa y tener que dormir en un parque o en la oficina es una práctica bastante habitual), y su vida social y familiar desaparece casi por completo. Por otro lado tienen tanta presión de hacer las cosas perfectas, o de llegar a ser algo que siempre han querido ser, que si fracasan lo normal es que se depriman e incluso algunos opten por el suicidio, algo que está socialmente aceptado. Eso si que nos dejó de piedra! En los apartamentos y oficinas las ventanas no se pueden abrir más de un palmo para evitar que la gente se tire, cada día hay alguna línea de tren cortada porque alguien se ha tirado a las vías, y lo más fuerte de todo es que cerca del monte Fuji hay un bosque comunmente llamado “de los suicidios” porque es bastante normal encontrarse con cuerpos colgados de los árboles ya que allí es gratis suicidarse (en la ciudad la familia se tiene que hacer cargo de los gastos ocasionados por retirar el cuerpo). Qué locura!

Después de ver el mundo futurístico que hoy es Tokyo es dificil creer que hasta hace poco más de cien años vivían en un mundo feudal de shogunes y samurais y aislados del mundo exterior. No fue hasta finales del siglo XIX cuando el emperador Meiji abolió el shogunato, restauró el dominio imperial y comenzó así un proceso de modernización en Japón que llega hasta donde conocemos hoy. Quizás por lo reciente de este pasado los japoneses son todavía tan protocolarios, dentro y fuera del trabajo, pero se nota que poco a poco y sobre todo la gente joven están cambiando.

Y que decir de la gastronomía japonesa, que no es solo sushi, también hay ramen, udon, soba, curry, onigiris, takoyakis, okomiyakis, gyozas… la lista es interminable, hasta los doraemonyakis están buenísimos! Japón es el primer país consumidor de pescado en el mundo, y eso se nota en su dieta. Nosotros que llevábamos mucho tiempo sin comer pescado aprovechamos a ponernos bien gochos ya que sabíamos que en Filipinas lo que nos esperaba eran barbacoas de carne.

Otro aspecto de Japón que está a la orden del día son los terremotos. Cada año ocurren más de 2000, pero muchos de ellos son inapreciables y la gran mayoría se quedan en pequeños temblores sin consecuencias ya que todos los edificios están totalmente preparados para los seismos. Nosotros no sentimos ninguno en los 10 días que estuvimos allí, pero David nos contó que al poco de llegar a Japón vivió en su apartamento un terremoto de magnitud 4, y lógicamente se asustó bastante. Una vez pasado el temblor bajó a recepción y allí no vió a más que un par de japoneses viendo la tele y leyendo el periódico sin inmutarse, vamos lo más normal para ellos! Sin embargo desgraciadamente en Tokyo están esperando un gran terremoto de magnitud 8 que se viene repitiendo cada 100 o 150 años históricamente. La probabilidad de que ocurra en los próximos 4 años es del 30% y en los próximos 30 del 98%. Esperemos que realmente Tokyo esté preparado para tal desastre y no haya que lamentar victimas.

En cuanto al coste de la vida, a nosotros nos ha parecido caro, tanto el transporte, las comidas, y especialmente el ocio. Viniendo de Asia, los precios se han multiplicado por dos o más, y quizás esa es la razón por la que nos ha resultado tan caro. Seguramente viniendo de Europa los precios no parezcan tan desorbitados. Lo que si es verdad es que Japón ha sido el primer destino en nuestro viaje en el que nos hemos quedado con ganas de hacer más cosas, pero viajando con un presupuesto ajustado Japón limita bastante.

En definitiva Japón es un país muy chulo para venir de vacaciones por el choque cultural que supone, por su gastronomía, por sus increibles paisajes… pero que nosotros hemos tachado de nuestra lista de sitios en los que podríamos vivir debido a su estricta cultura laboral.

En Japón queríamos haber visto las películas de El Último Samurai y Memorias de una Geisha, pero al final no tuvimos tiempo y todavía las tenemos pendientes de ver.

Por otro lado, para que os hagais una idea esto es lo que costaba más o menos la vida en Tokyo:

  • Cambio: 1 EUR = 100 JPY (aprox.)
  • Botella de agua (0.5l): 120 JPY
  • Cerveza (500ml): 500 JPY
  • Comida
    • En la calle: 500-600 JPY / persona
    • En restaurante fast food japonés: 600-1000 JPY / persona
    • En restaurante sushi de cinta: 2000-3000 JPY / 2 personas
  • Alojamiento: N/A (nos quedamos en el apartamento de David)
  • Transporte
    • Tren de Asakusa a Nikko: 2640 JPY / persona ida y vuelta
  • Gasto medio por día: 40 € / persona (incluye comidas, transporte, compras, etc. pero no incluye alojamiento)

Visita nuestra galería de flickr para ver todas las fotos!

Para despedirnos de Japón aquí os dejamos el video de uno de los mejores combates de sumo que vimos en Tokyo.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s