The start of our trip

After weeks of research, preparation and packing, the 17th of October was finally here, it was the day we were starting our adventure. Our flight was leaving at 7am from Madrid’s airport so a very early start of the day was required.

Isma and I met at the airport, and we checked-in the backpacks that we are going to carry around the world. Of course to make the beginning of the trip a little bit more interesting and because of overbooking, we didn’t get seats for the London – Delhi leg of the flight. We were advised to sort this out once we would arrive to London. So both excited and nervous, we were ready, it’s was time to say goodbye to Isma’s dad, my sister and her boyfriend who came with us to the airport.

Once in London, and after running from terminal 3 to terminal 5 (our 1st flight was delayed for over 30 mins) we arrived to British Airways desk to find out we had seats and that we had been upgraded to Economy Plus, which was for sure much nicer than just Economy. Next stop Delhi!

Advertisements

Ultimos preparativos

Quien nos iba a decir hace unos años a Marta y a mí que ibamos a estar tan cerca de dar la vuelta al mundo. Mi abuela, que me conoce muy bien desde pequeñito y sabe lo miedica que yo era, todavía no se lo cree. Pero sí, aquí estamos a escasas horas de coger un vuelo que nos lleve a India y empezar nuestra aventura. Ahora todo son nervios, sentimientos encontrados, despedidas, y ultimar los preparativos.

Para acabar de juntar todo lo que nos habíamos marcado en un checklist, hemos tenido que pasar por el decathlon unas cuantas veces, y claro ya nos conocemos de memoria la sección de senderismo y montaña. También hemos tenido que visitar un par de veces la farmacia para completar el botiquín con las cosas de primeros auxilios que nos queremos llevar, incluido el repelente de mosquitos y el malarone. Ahora solo queda intentar meterlo todo en las mochilas, que no va a ser tarea fácil. Marta lleva una mochila de 60 litros y otra pequeña de 20, y yo llevo una de 70 litros y otra de 20 también.

Por otro lado también hemos reservado el alojamiento en New Delhi para las tres primeras noches, y como no queríamos agobiarnos en un cuchitril justo los primeros días y encima en India, pues hemos reservado en un hotel de clase media y que tiene servicio de recogida al aeropuerto gratuito. Está en el centro, muy cerca de la estación de metro donde podemos coger el tren express al aeropuerto el jueves para volar a Nepal. Por si os interesa el hotel donde nos vamos a quedar es el siguiente.

http://www.tripadvisor.com/Hotel_Review-g304551-d633216-Reviews-Hotel_Balaji_Deluxe-New_Delhi_National_Capital_Territory_of_Delhi.html

Bueno a partir de ahora os iremos contando cosas siempre que podamos y dispongamos de conexión a internet. Esperamos que nos sigais leyendo y os gusten nuestos posts. Nos vemos en un año!

Visados

Una vez que ya tenemos claro los países por donde vamos a pasar, tenemos que mirar el tema de los visados. Hay muchos países donde se puede comprar el visado de turista en la misma frontera al llegar al país por tierra, mar o aire. Sin embargo hay otros donde hay que conseguir el visado antes de viajar, ya que en la frontera no hay forma de conseguirlo. Nosotros hemos buscado esta información en la web del Ministerio de Asuntos Exteriores, donde además de requisitos de visado, también viene información útil sobre seguridad, sanidad y vacunas en cada país. Aquí os dejo el link a la web.

http://www.maec.es/es/MenuPpal/Paises/Paginas/informacion_representaciones.aspx

En nuestro caso solo necesitamos visados por adelantado para India, Vietnam y China. El de India ya lo hemos conseguido, ya que es nuestro primer destino. Resulta que el visado normal de turista es multientrada, pero una vez dejas India no puedes volver a entrar en dos meses. Como nosotros queríamos ir de India a Nepal y luego volver en menos de dos meses, hemos tenido que solicitar una exención y para ello aportar pruebas de que llegamos a India, nos vamos a Nepal y volvemos a India en menos de dos meses. Las pruebas que dimos fueron nuestros vuelos RTW con llegada a Delhi y salida de Delhi en menos de dos meses, y un vuelo de Delhi a Kathmandu que demuestra que salimos de India para luego volver segurmante por tierra. Además de lo absurdo de esta regla, también nos tenemos que registar en una oficina de extranjería en Delhi durante los primeros 14 días en India por hacer uso de esta exención. Desde luego no facilitan que vayan turistas a India. Así que al final pensamos que a nuestra llegada solo vamos a pasar 2 días en Delhi para registrarnos y aclimatarnos a la jungla india, y el tercer día nos vamos por unas semanas a Nepal. Luego a la vuelta ya tendremos mucho más tiempo y ganas de disfrutar India en su plena esencia.

El visado de Vietnam seguramente lo obtengamos en la embajada de Bangkok o Phnom Penh, y el de China en la embajada de Hanoi sobre la marcha.

Despedidas

Cuando tomas la decisión de dejar el trabajo y tomarte un año sabático para dar la vuelta al mundo es un gran momento, sientes una gran satisfacción personal porque sabes que uno de tus sueños por fin se va a hacer realidad, todo el mundo a tu alrededor te felicita y se muere de la envidia, sana por supuesto jeje. Pero cuando llega el momento de despedirse de tus compañeros de trabajo, que son amigos con los que has compartido viajes, aventuras, cañas, cafes, borracheras y sobre muchas risas, se hace duro decir adios y dejar atrás ese entorno que te ha rodeado durante los últimos 5 años. En mi caso he dejado el trabajo el 30 de septiembre con una excedencia, que me garantiza el derecho preferente de reingreso, dejando así las puertas abiertas para volver después del viaje si existiera la posibilidad.

Como no iba a ser excepción, hubo convite de despedida en la oficina con productos típicos de mi tierra, como embutido de Atienza, torreznos de Tendilla, bizcochos borrachos y vino de Mondejar. También salimos una noche por Madrid para despedirme más informalmente, o sea de cañas, tapas y copas, como marcan los buenos cánones. Me regalaron cosas muy chulas, como una sudadera del equipo de rugby de Nueva Zelanda (talla 186 que tuve que cambiar por una 168), una mosquitera (que por cierto ya me había comprado y tuve que devolver), y como no el libro de Jules Verne de La vuelta al mundo en ochenta días. Muchas gracias a tod@s por los regalos y queda dicho que nos volveremos a ver de cañas por Madrid!

Este fin de semana pasado también dije adios a mis antiguos compis del cole (es el segundo año seguido que nos juntamos después de muchos años sin vernos) y a mis primos, que por cierto me regalaron un móvil super chulo con el que voy a tener más facil estar en contacto. Ahora ya solo falta despedirse de los amigos y de la familia por un año.

Más preparativos

Otra cosa a tener en cuenta cuando viajas, y en nuestro caso por mucho tiempo, son las comisiones que te cobran las bancos y cajas por sacar dinero en el extranjero. Una tarjeta de débito normal tiene una comisión de alrededor de un 4%, más un 1,5% o 2% por cambio de moneda si sacas dinero en un país fuera de la zona euro. Ya que no estabamos dispuestos a pagar unos 6€ en comisiones por cada 100€ que sacásemos durante un año, nos pusimos a mirar alternativas a nuestras tarjetas de débito habituales.

Después de investigar bastante, encontramos la tarjeta de débito nx en caixanova. Con esta tarjeta puedes sacar dinero sin comisiones en cualquier cajero del mundo por tres extracciones al mes y sin límite de dinero, y luego a partir de la cuarta solo te cobran un euro de comisión. Fue una gran satisfacción encontrar esta tarjeta, pero por otro lado también rabia de no haber podido disfrutar de estas ventajas desde mi época de erasmus pasando por todos los viajes fuera de España que he hecho hasta la fecha, cuantas comisiones me podía haber ahorrado!

Vacunas

Otra cosa que hay que hacer antes de irse un año de viaje por países exóticos, es ir a un centro de vacunación internacional. De mis anteriores viajes sobre todo de trabajo, yo ya tenía la mayoría de las vacunas en regla, sin embargo Marta ha tenido que ponerse unas cuantas. En resumen las vacunas que nos llevamos puestas son: fiebre amarilla, meningitis, hepatitis B, hepatitis A, fiebre tifoidea, tétanos, polio, cólera. Marta además se ha vacunado de la encefalitis japonesa, pero a mí esa no me la recomendaron, al igual que la rabia.Por otro lado en algunas zonas está el problema del paludismo o malaria que todavía no tiene vacuna. Hay varios medicamentos para prevenir la malaria, pero ninguno garantiza una total inmunidad. De hecho la mejor manera de prevenir la malaria es evitar la picadura del mosquito mediante repelente y llevando manga larga y pantalón largo entre el anochecer y el amanecer. Entre los medicamentos antipalúdicos, el más extendido y el que menos efectos secundarios tiene es el Malarone, que son unas pastillas de color rosa. Para viajes de corta duración se aconseja tomar Malarone en modo preventivo, es decir una pastilla diariamente y una semana después de salir del área de malaria. Pero en un viaje tan largo como el nuestro donde vamos a entrar y salir continuamente en zonas de riesgo, no es aconsejable este tratamiento preventivo. Por tanto lo que haremos, y lo que nos ha recomendado el médico del centro de vacunación internacional, es no tomar Malarone a no ser que tengamos síntomas de malaria, en cuyo caso tomaremos Malarone como tratamiento reactivo, 4 pastillas al día durante 3 días, y visitaremos un centro médico inmediatamente. Pero teniendo cuidado con los mosquitos, seguro que no tenemos que preocuparnos por nada de esto.

Seguros de viaje

Si te vas un año de viaje fuera de Europa, necesitas lógicamente un seguro médico que te cubra en caso de enfermedad o accidente. Por lo que hemos visto nosotros después de investigar un poco este tema, los seguros de viaje incluyen también un seguro médico, así que no merece la pena contratar un seguro médico privado global porque son muy caros en comparación con los seguros de viaje.

Nosotros no dedicamos mucho tiempo a mirar seguros de viaje, simplemente leimos bastantes comentarios de viajeros en internet, y al final tuvimos que decidirnos entre el seguro de Worldnomads, que está especializado en mochileros, y el seguro de Mapfre. El seguro de Worldnomads tiene cobertura médica ilimitada, además de otras muchas coberturas como pérdida de equipaje, robo de objetos, viaje de vuelta a casa en caso de enfermedad grave o fallecimiento de un familiar, repatriación en caso de emergencia, incluye actividades de riesgo como ski, buceo, hikking, etc, y la posibilidad de extender el seguro por más tiempo y reclamar gastos online. El único punto en contra es que todos los incidentes tienen 70€ de franquicia que tenemos que pagar nosotros, a excepción de las emergencias médicas y de repatriación. Aquí os dejo el link a su página web.

http://www.worldnomads.com

Por otro lado, el seguro Segurviaje Temporal de Mapfre incluye hasta un máximo de 150000€ de cobertura médica, pero es muy caro. Así que algo razonablemente más económico es elegir una cobertura de médica de 60000€, lo cual se parece en precio a Worldnomads. Lo bueno de Mapfre es que no tiene franquicia, pero sin embargo no cubre muchas de nuestras necesidades, como por ejemplo deportes de riesgo.

Finalmente por precio, por opiniones de viajeros y por nuestras necesidades, nos hemos decantado por el seguro de viaje de Worldnomads durante 6 meses. Si al acabarse el plazo estamos contentos con ellos, ampliaremos el seguro otros 6 meses más, y si no pues buscaremos otros seguros de viajes que cubran el total de nuestro año. Cruzaremos los dedos para no tener que hacer uso del seguro de viaje.

Nuestra ruta

Esta es la ruta definitiva de nuestros vuelos RTW, y el resultado de muchas horas de pensar el recorrido. Luego ya veremos que parte de la teoría se asemeja a la práctica.

Madrid – London – Delhi
Una vez aterricemos en Delhi visitaremos Nepal e India por nuestra cuenta.

Delhi – Bangkok
Desde Bangkok viajaremos por el sudeste asiático y China por nuestra cuenta.

Beijing – Hong Kong
Desde Hong Kong si tenemos tiempo y nos apetece iremos a Filipinas.

Hong Kong – Singapore
Desde Singapore iremos a Malasia e Indonesia.

Singapore – Perth
Desde Perth conoceremos la costa oeste australiana.

Perth – Adelaide
Tenemos pensado ir desde Adelaide a Melbourne en autocaravana, volar de Melbourne a Brisbane por nuestra cuenta, y llegar a Cairns en autocaravana.

Cairns – Sydney
Parada para conocer Sydney y hospedarnos en el hotel Ravesis, gracias Norbert!

Sydney – Queenstown
De Queenstown iremos a Auckland en autocaravana.

Auckland – Santiago de Chile
De Chile iremos a Peru por nuestra cuenta, pasando por Argentina y Bolivia.

Lima – Sao Paulo
En Brasil queremos disfrutar de nuestros últimos días de viaje en alguna playa paradisiaca.

Sao Paulo – Madrid
Y después de un año de aventuras, de vuelta a Madrid.

Cuando compramos los vuelos tuvimos que ponerle fechas a todos los trayectos, aunque luego cambiar las fechas es gratuito. El vuelo a Delhi lo cogimos para el 17 de octubre, y el vuelo a Bangkok lo estimamos para el 12 de diciembre, aunque es muy posible que lo tengamos que retrasar, todo depende de como vaya el viaje por India y Nepal. Para el resto de vuelos pusimos fechas aleatorias a mediados del año que viene, que ya iremos moviendo según sepamos con más certeza cuando queremos volar.

Ya tenemos vuelos

Cuando piensas hacer un viaje de un año alrededor del mundo, hay principalmente dos opciones a tener en cuenta para los vuelos. La primera consiste en comprar los vuelos que necesites de manera independiente. Es la opción más flexible ya que no estás atado a ninguna ruta, pero al comprar siempre vuelos de ida y no siempre con demasiada antelación puede no resultar todo lo barato que esperabas. La segunda opción consiste en comprar un vuelo Round The World que ofrecen las distintas alianzas como Oneworld, Star Alliance, etc, o agencias de viajes especializadas en estos tipos de vuelos. El mayor inconveniente es que hay que decidir la ruta a la hora de comprar el vuelo RTW, pero luego el cambio de fechas es gratiuto, y la ruta se puede cambiar pagando una pequeña penalización. Aquí os dejo un link donde cuentan con bastante detalle todas las opciones de vuelos round the world.

http://wikitravel.org/en/Round_the_world_flights

Nosotros al final nos hemos decidido por el Oneworld Explorer economy de 4 continentes: Europa, Asia, Oceanía y Sudamérica, con un máximo de 16 segmentos, entre los que se incluyen los trayectos por tierra (esto es igual para las otras alianzas). Principalmente hemos elegido este vuelo por el precio, y porque después de Nueva Zelanda queremos ir a Sudamérica, y Oneworld es la única alianza que hace este trayecto. A la hora de elegir la ruta, pasamos muchas horas jugando con una aplicación online de Oneworld que te ayuda a configurar el vuelo RTW y te calcula el presupuesto. Aquí os dejo el link.

http://oneworldrtw.innosked.com

Así que una vez que ya teníamos claro el vuelo que queríamos, solo quedaba ir al mostrador de Iberia en la T4 y comprarlo. Pero esto no fue tan facil como pensabamos. Resulta que los agentes de Iberia no están acostumbrados a vender este tipo de vuelos RTW, de hecho muchos de ellos desconocían la existencia del Oneworld Explorer. Menos mal que al final un chico muy majo tuvo la suficiente paciencia como para aguantarme una tarde entera y al final descubrió como se podían reservar con su herramienta infórmatica (que creo que era un poco arcaica). Quedamos en que volvería el día siguiente y ya tendría preparados los vuelos, pero como hubo problemas con algunas fechas y rutas, y también con el precio final porque de un día para otro habían subido 100€ las tasas de combustible, acabé pasando otra tarde entera en la T4. Pero finalmente ese día sí que me fuí con dos billetes round the world bajo el brazo, y sin un mísero euro para gastar en mi tarjeta de crédito.

Por fin después de toda la planificación de los meses anteriores tenemos los vuelos para empezar nuestra aventura el 17 de octubre de 2011.